Gracias España



Ayer, tuve la alegría de compartir con una pareja de amigos (Ana y Vicente) esa parte del día que transcurre entre la tarde y la llegada de las dos primeras horas del día siguiente. Gracias a las amistades y a algún familiar de ellos, un grupo de artistas de la pintura aficionados y profesionales de la acuarela, pudimos subir a uno de los balcones de una suite del Hotel Alfonso XIII. Era la segunda vez en mi vida que entraba en el tan citado edificio; la primera ocasión fue en nuestra niñez (con mi hermana, acompañando a mis padres y a unos amigos italianos). Ayer, gracias a las gestiones de un pintor metido a concejal, subimos a ese torreón y a su terraza. Observamos una perspectiva que desconocíamos de esa parte de la ciudad, a algunos nos llamó la atención la visión de la Torre del Oro. Como sabéis, al final todo depende de la perspectiva que cada persona asuma hacia cada punto de la realidad. Seguramente cualquiera de los que tuvimos esa ocasión habrá sacado su personal mirada

Nos despedimos con gratitud del grupo de artistas y del personal del hotel que tan gentilmente nos atendió. Auténticos profesionales el personal de ese insigne grupo hotelero.

Anduvimos los tres por el casco medieval de la urbe. Luego disfrutamos de una exposición de pinturas de acuarelas de Inma Serrano en la ya clásica Taberna La Carbonería. Esa artista con su personal perspectiva ha sido capaz de mirar las realidades humanas y artísticas que encierra La Carbonería. Al observar esas piezas de acuarelas con textos al modo de los cómics, interpreté que esta artista está siendo capaz de renovar el género del cómic y las técnicas de las acuarelas a partir de escenas cotidianas de los mundos por los que va pasando. Podemos decir que la Taberna La Carbonería, símbolo del costumbrismo, que atrae a gente de la ciudad, de otras de España y del Mundo, está siendo renovada con la mirada personal de esta acuarelista. Lo curioso es que ella se detiene en la vida cotidiana de los espacios. Por tanto, tomando una expresión filosófica de Julián Marías, Inma Serrano con sus acuarelas extrae la estructura empírica de las personas y de los lugares por los que transita.


Y resulta que, estando allí viendo la exposición, momentáneamente vimos la repetición del primer gol de la Selección Española de fútbol. La imagen fue emitida durante el tiempo de descanso del partido. Más tarde les comenté que independientemente de lo que ocurriera en el encuentro de España con Francia, y en el resto del campeonato si España eliminaba al equipo francés, para un servidor, la roja ya tenía mi gratitud desde hacía tiempo. Junto a sus logros, el cómo los ha logrado y se ha comportado con sus rivales, merece el elogio como grupo y cada uno como persona. Es un trabajo de años, de varias décadas, desde los clubes de fútbol y desde los escalafones inferiores de la selección. También viene ocurriendo en otros deportes.

Al menos para quien esto os escribe, cualquiera de nosotros, podemos ser periodista, pescadero, pintor, desempleado, estudiante o jubilado; pero todos somos personas. Y, por tanto, hemos de vivir y convivir como tales. Ella habrá nacido en un pueblecito de Rumanía o tú en una macro urbe de la India. Evidentemente, cada uno vive su vida dentro de un marco nacional, se es español, venezolano, senegalesa o australiana. Eso ya nos lo mostraron Ortega y Marías, principalmente. Léanse sus ya tantas veces aquí mencionadas España invertebrada o España inteligible: razón histórica de las Españas.

Es más, alineándonos con nuestros dos filósofos, los europeos de cualquier país –que incluye a los de la UE y a los restantes de Europa– más los americanos desde Alaska a Tierra del Fuego, y añadiendo a los ciudadanos de Oceanía, todos somos occidentales. Cada pueblo incluido en la realidad occidental tiene sus peculiaridades, pero también compartimos una serie de usos, vigencias y creencias. Y asoman las ideas de las nuevas generaciones. El fútbol, ya que estamos hablando de este deporte, es uno de esos usos vigentes con sus personales y colectivas creencias. Hay otros compartidos en Occidente y en otras culturas –no en todas–, el baloncesto, el tenis, la natación, el ciclismo, el balonmano…  
Y esos usos, vigencias y creencias están y se viven en el amor, en la amistad, en la familia, en el trabajo, en la ciudad, en el país, en la administración, o en el seno de las comunidades espirituales o religiosas.
Y también se postulan las ideas incipientes que emergen en esas o en otras circunstancias de la vida. 


Por todo ello, en nuestro tiempo, como en cualquier otro, es necesario que vivamos con intensidad y paciencia, con compromiso y con nuestras razones y sensibilidades entregadas a cada proyecto y vivencia cotidiana. Intentémoslo con honradez. 

Comentarios

  1. Por lo que veo han sido unos días muy intensos. Me alegro.
    No conocía a Inma Serrano la pintora, sí a la cantante, que me gusta mucho. Parece que el espíritu artístico va vinculado a ese nombre.

    ResponderEliminar
  2. Sí Rafael, están siendo días de aprender bastante de la vida. Una vez más la Filosofía de ellos dos haciéndose vida. Hace años, un buen amigo aragonés, de Huesca, Javier Fábregas me hablaba del significado de los nombres de las personas. Como tú nos recuerdas hoy, algo lleva el agua cuando el río suena. Esta mañana, mientras desayunaba en el Café Plata, frente a la Muralla de la Macarena, leyendo Abc, la Tercera es magnífica. Pero es que entrando ya en la edición local, veo un reportaje sobre los zurbaranes que hay en el Convento ubicado en la Plaza del Pozo Santo. Lo demás literariamente te lo puedes imaginar tras la primera hoja de la nueva "nivola".

    ResponderEliminar
  3. Gracias por las referencias. Me alegra que te haya gustado la exposición y me alegró mucho conocerte. Un saludo fuerte. Esperamos que coincidamos otra vez, y otra, y otra ;D

    ResponderEliminar
  4. Gracias a ti Inma por tu manera de mirar la realidad a través de tus acuarelas y pinturas. Espero que el verano te sea provechoso en vivencias y acuarelas. Un abrazo.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Os animo a que comentéis los artículos y que entre tod@s hagamos de este blog un lugar de encuentro y debate serio y participativo, siempre respetándonos. Propón temas sobre los que escribir.

Entradas populares