Amor de madre

Tu leche llegó del campo
y de mi pecho, todo mi amor.
Disfruto jugando contigo
aunque llegue cansada,
viéndote bailar
con espontaneidad.
Si discutimos,
siempre acabamos encontrando solución.
Me preocupan esas tardes
en que te aburres,
mientras yo doy clases.
Gozo cuando me sorprendes
con tus manos
de niño pícaro,
o al escucharte decir
¡mami, qué guapa eres!
Nunca olvides,
hijo mío,
que eres clave
en mi vida.

© MCR 14/9/13

Comentarios

  1. Una muy buena realización sobre el amor de una madre y su relación con su hijo. Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Me alegro de que te haya gustado. Abrazos para ti y Alberto.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Os animo a que comentéis los artículos y que entre tod@s hagamos de este blog un lugar de encuentro y debate serio y participativo, siempre respetándonos. Propón temas sobre los que escribir.

Entradas populares